viernes, 19 de febrero de 2016

No lo dejes marchar

Dicen que si amas a una persona de verdad debes dejarla marchar, pues creo que quien dijo eso no amaba suficiente a esa persona. 

¿Y tu felicidad? ¿Eso no importa? Está claro que la felicidad de la otra persona también importa, pero ¿por qué tenemos que dejar marchar a la persona que amamos para que sea feliz a costa de nuestra infelicidad? ¿Y por qué no luchar por la felicidad mutua? 

Si amas de verdad a una persona haces lo que sea por demostrarle que a tu lado puede ser feliz, que a tu lado se sentirá protegido, se sentirá amado, lo cuidaras con mimo, en definitiva, se sentirá como un rey a tu lado.

¿Por qué simplemente dejar marchar? Yo os lo digo, porque es la solución más fácil, no requiere esfuerzo ninguno. Luchar es duro, te tienes que armar de paciencia, y no siempre se ganan las batallas, pero al menos lo habrás intentado.

Así que si amas a  alguien no lo dejes marchar, lucha.